Frágil

No te has dado cuenta pero probablemente en esos momentos en los que bajas la guardia es cuando de verdad eres feliz, ese lapso de vulnerabilidad te permite ser más sincera contigo y llegar a donde no habías pensado.

— Señales del futuro.

Anuncios

Puntos de vista

Nunca supe si yo estaba en el cielo o tú en el infierno y la duda mataba por dentro, sentía que estaba sacando demaciada ventaja de la situación y que no era justo para ti,  me parecía estar jugando demaciado con la suerte y en algún momento cuando la balanza decidiera regresar a la normalidad abririas los ojos, en ese momento te darías cuenta de la realidad y te marcharias, por eso antes de pasar por todo ese dolor decidí irme.

Sueños y señales

En esos momentos en los que te quieres dar un pequeño gusto y la vida se encarga de darte un mensaje, justo después de leerlo en ese instante me pongo a pensar y decirme qué mientas muchas personas podrian catalogar mi comportamiento como torpe en realidad me la pasó viviendo la realidad y el mundo que me invento a cada segundo, pensando en palabras, situaciones y dándoles mi propia interpretación, a las formas de las calles, de las casas, pensando en lo que está haciendo la gente de mi alrededor y a dónde van, todo mientras camino por la ciudad y disfruto de ese pequeño gusto que me ha puesto a reflexionar y a seguir soñando.

El encuentro con el pasado.

Pocas cosas son tan divertidas y emocionantes como ir a los Tianguis y los mercados, encontrar y ver cosas que han sobrevivido del pasado, recordar cuando tuviste algo similar y llenarte de nostalgia.

Comprar algunas chucherías que tal vez no necesitemos pero te hacen viajar al pasado, probablemente a una época no tan complicada y que compartimos con algún ser querido, convivir un par de horas caminando entre dos mundos y ponerse a reflexionar.

Sigue leyendo “El encuentro con el pasado.”

El fin del mundo – Capítulo I – La reunión

Recordando ese día… después de una pequeña charla en el parque con aquel viejo, sin motivo aparente empezó a afirmar ser un viajero del tiempo, el se hallaba sentado a mi lado y aún se mantenía algo celoso de sus palabras como si tratara de explicarme todo en pequeñas dosis, pero para ese momento sólo lo consideraba un loco más, yo le dije que no era para menos, y cualquier filtración podría cambiar el mundo que el conocía, bueno… es eso dicen en todas las películas de Hollywood, pero era tanta mi curiosidad y sin pensarlo mucho le pregunté sobre su intención o las razones por las que había venido.

No deseaba perturbarlo pero nunca se podría dar otra vez una oportunidad similar de saber que me podría responder, el me explicó sobre la intención de ver con sus propios ojos el antes del fin del mundo, el se encontraba estudiando nuestra época y no comprendía muchas cosas que le habían enseñado, era tan distorsionado a lo que él estaba acostumbrado que parecía fantasía un mundo viviendo como lo hace el nuestro, yo lo miraba y me parecía muy ansioso por tener esas respuestas.

Con un tono de burla le dije que cómo era posible venir de un lugar donde ya pasó el fin del mundo, donde ya no debería haber nada, y me respondió diciendo que era normal pensar eso, que nosotros relacionábamos el fin del mundo con el fin de la humanidad y luego sólo quedaría la nada, pero en el futuro significó otra cosa, significó un reinicio y una nueva oportunidad con la esperanza de ser mejores en muchos sentidos.

El “fin del mundo” es un periodo, me dijo, es un tiempo en el que se conecta tu mundo y el mío, similar en apariencia pero radicalmente distinto en todo lo demás.

En mi época hemos logrado saber más de ustedes gracias a los escombros de su sociedad y a los descubrimientos arqueológicos que nos narran algunas cosas que sucedieron.

Y al parecer todo empezó con una serie de desastres naturales que sacaron a la luz los desperfectos irreparables de la sociedad, lo evidente de la poca capacidad de los gobernantes del mundo para ayudar y resolver las situaciones que se presentaban y el nacimiento de un movimiento sin precedentes, una nueva generación de la que no se esperaba mucho se alzó y se vio inconforme con lo que pasaba a su alrededor, una generación que decidió velar por el intereses de la comunidad en lugar del propio.

No hay forma de condensar todo lo que dijo pero ahí fue donde aparentemente sus libros de historia le contaban el inicio de su mundo.

Le dije que eso eran buenas noticias, que no me ponía triste el fin de mi mundo si terminaría con una humanidad interconectada emocional y socialmente, viviendo una comunidad mundial, y los propósitos ya eran para todos y no para unos cuantos.

También me dijo que su sociedad no era perfecta y que no pretendían serlo, estaban conscientes de sus fallas pero ahora como una comunidad mundial que velaba por los intereses de todos les resultaba más fácil crecer y mejorar, la evolución es un tema de todos los días en el futuro.

La verdad todo resultaba fantástico y le dije que entendía todo lo que me contó pero aún tenía una duda, y le pregunté la razón de revelarme esa información.

Con una voz temblorosa me dijo que lo sentía pero que su mundo no se había creado de la noche a la mañana y hubo mucho sufrimiento durante de la transición, que existían personas que de alguna manera ayudaron a acelerar o atrasar el cambio y su intención era la de acelerar ese proceso y para ello ocupaba desvincularme de este tiempo.

En ese momento me sentí un poco alterado, pensé que de alguna manera trataba de alertarme sobre la posibilidad de hacerme dañó.

Sorprendido le dije que no tenía porque hacerlo, yo deseaba que el mundo fuese un lugar mejor y si me contaba mi historia podría cambiar las cosas. Me dijo que le era imposible, ya que era muy vaga la informacion que tenia de mi, y lo que estaba apunto de hacer era lo correcto.

De nuevo le dije que yo no me consideraba una mala persona, he ayudado en lo que he podido y si no me daba una explicación clara, con cualquier intento de hacerme daño me defendería sin pensarlo.

Me dijo que el ya no podía regresar y el tiempo se le agotaba, automáticamente se había convertido en un delincuente buscado por visitar estos tiempos, pero era necesario ya que después de estudiar tanto el pasado tenia que llegar hasta mi, y no había descubierto el porque pero yo no pertenecía a esta época, y debería averiguar las razones por las que estaba atrapado en el tiempo.

Sin explicar demasiado me dejó unos apuntes mientras me aconsejaba mantenerme lo más alejado del tiempo, así se les haría más difícil encontrarme, y que en el futuro a pesar de que la humanidad a evolucionado aún sigue luchando contra si misma. es algo que había comprendido después de visitar tantas épocas clave de la humanidad, el se dirigía tan lejos de su presente para no ser descubierto, y todo lo que yo necesitaba lo podría consultar en aquellos apuntes, y al terminar la frase se alejó de mí sin decir más.

Sin saber a ciencia cierta lo que había sucedido seguí mi camino y todo me pareció tan irreal que al llegar a mi hogar tomé mi computadora y empecé a escribir estos textos para dejarlos archivados en algún lugar mientras analizaba la situación.

 

 

 

 

 

 

 

 

Sin final

Se encontraba de paso cuando una mujer le pidió que intentará leer alguna historia en su mirada, sin entender más allá de lo que veía reflejado en el cristalino color de sus ojos le dijo que todo era mentira, y en un segundo su mundo se fue de cabeza, ella estaba desepcionada, no por las mentiras, sino porque ya no podría regresar a ese mundo con esa verdad.

Pensando que era justo decir lo que alcanzo a ver, se convirtió en el verdugo de sus ilusiones y cómplice de su tristeza, sin considerarlo mucho pensó que era lo mejor para ella, sin saber que ella no deseaba salirse de aquel lugar tan ilogico, tan extraño, a ella le gustaba jugar con el caos y en el fondo le gustaba oír que valía la pena esa otra realidad, no contó con que el individuo ignoraba las reglas que en aquel lugar de habían impuesto.

La realidad es que ella nunca buscó salirse, pero jugó tanto en el borde que terminó cayendo del otro lado y el cuento se arruinó a mitad de la narración, dejando tantas preguntas sin respuesta, archivadas en la memoria de los arrepentidos.

Fue imperdonable para todos, para el hombre que vivía en su mundo, para ella que deseaba que le digan que estaba bien y aquel pobre tipo que se encontraba de paso, sin el final que toda historia merece quedaron atrapados entre las grietas de la melancolía esperando un día terminar.

Foto de mi Instagram @Cesarshoot

Atrapado

He aceptado mi destino, ya no busco imposibles, ya no me siento atado a nada, he dejado atrás aquello que no me permitía moverme libremente, sin embargo… ¿Ahora qué?

Todo el plan parecería bonito antes de dejar todo atrás, pero no había contemplado que tomaría un tiempo encontrar una nueva ruta y este limbo emocional me está dejando sin energías, es agotador y pareciera interminable.

Instagram @cesarshoot 

Esencia

Nuestra ciudad es tan pequeña y sin embargo ni por pura casualidad, estadística o intervención divina no hemos coincidido en algún lugar en todo este tiempo y eso me hace reflexionar en lo distinto que debemos ser, y si algo entre nosotros podría llegar a funcionar, a tal grado que pareciera que vivimos en otros planetas a miles de años luz de distancia y fuera imposible volvernos a encontrar.

Me parece peculiar esa sensación ya que no hace mucho te podía encontrar hasta en la sopa, y ahora me cuesta recordar el color de tu voz, la música que se desprendia de tu piel y las historias que solias contarme con la mirada.

Me hago a la idea de que probablemente a estas alturas ya hayas reencarnado en otra piel, con otros mundos dentro de ti que también intentan darle sentido a esas historias que te rodean, y por eso aún no he logrado decifrar tu nueva identidad.

Y ya sea una anomalía cósmica o un plan inconsciente de mantener la distancia, siempre que salgo a la calle procuro estar atento a todo lo que me rodea, por si la casualidad, las probabilidades o una intervención divina decide actuar.

Déjame decírtelo

No es que sea complicado es sólo que mi mente es como el mar y mis  pensamientos son mensajes en botellas de seres que viven aislados y naufragando en pequeñas islas dentro de mi cerebro, y a través de la corriente llegan a mi con todo tipo de mensajes, sin saber a quien pertenece cada botella, intentando todos los días descifrar cientos de palabras que se encuentran escritas en esos pequeños trozos de papel.

 

 

Señales

Siempre he creído en esas señales estúpidas que nunca dicen nada claro, pero las interpretó como mejor me parezca, a la conveniencia del momento y sin hacer muchas preguntas, ya sea para perseguir o dejar ir cualquier situación.

Al final creo en el destino y lo manipulable que es.

— Mal día

Para no olvidar

Por si no lo recuerdas déjame decirte que ella era muy buena en lo que hacía, tan buena que le resultaba fácil, tan fácil que la buscabas por eso, lo hacía sin pensar en recibir algo a cambio, y en muchas ocasiones sacaste ventaja de esa situación. Pero eso a ella no le importó nunca, ella era feliz viendote feliz, y le costaba reprenderte, ella siempre ha estado allí, no sólo con lo bueno, también con lo malo, con todos los matices, con los sueños y lágrimas, con todas las horas acuestas, con la ingratitud y con toda la complejidad desde que se enteró de tú existencia.

En ocasiones pienso que a menudo necesitamos recordar y reflexionar antes de que de verdad se necesite hacerlo.

Convivir con el pasado

En ocasiones pienso en ti aunque tú ya no te acuerdes de mí, y es que no me se da olvidar, es que a través de lo vivido se aprende a ser una mejor persona, no por si nos volvemos a encontrar, es para cuando me encuentre conmigo.

Y no me importa tener presente parte de mi pasado si con eso puedo tener una mejor visión del futuro, porque me da miedo olvidar como mucha gente pretende hacerlo y no poder recurrir a la experiencia cuando sea necesario.

Me he reservado el derecho de vivir en paz. 

Mi serie favorita

Con esas dosis de drama, comedia, romance y ese poco de misterio con el que siempre sueles enganchar, tú eres mi serie favorita, la que disfruto ver, la que veo cada vez que tengo un momento libre, la que sintonizo cada vez que llegó del trabajo a pesar de haber tenido un día difícil y que siempre me deja ansioso por disfrutar una temporada más, soñando con que nunca termine su emisión.

Eres la escritora, la directora y protagonista, la que salva el día y la que protege la ciudad de los malos, la que una vez me rescató de caer.

Sé que no soy bueno describiendo lo que pienso, pero quiero dejar en el espacio lo que me haces sentir, esperando que estas palabras lleguen a tí, tengo la esperanza que en algún capítulo nos lleguemos a juntar de nuevo, afuera de ese cajón de recuerdos e historias inconclusas que habita en mi cabeza.

Mensaje enviado…

Siempre espero a que me hables primero, y no es por un juego de poder o que en el fondo me sienta superior, sin duda es todo lo contrario, por un lado me resulta tan difícil iniciar la conversación sin sentir que estoy interrumpiendo cualquier cosa que estés haciendo. Por otro lado tampoco se me da inventar excusas tontas y por algún error dejar una mala impresión de mí, reconozco que no soy bueno improvisando y necesitaré investigar y desarrollar cualquier tema previamente por si se alarga la conversación y pueda durar nuestra charla.

Lo peor es que si sé que es premeditado pierde toda esa magia, pensar que te voy a decir resulta para mí muy estresante y puede tomar días enteros encontrar el tema perfecto con el que me sienta en confianza para dar ese gran paso, y cuando llega el momento que me he decidido ya le he dado tantas vueltas en mi cabeza que cualquier variación me deja sin armadura.

Por eso siempre espero que me hables primero, esperando con toda la paciencia del mundo. Es menos complicado y sobretodo me llena de energía saber que en ese momento necesitas de mí, eso sin duda me hace feliz, me he vuelto adicto a ese instante, a qué algo en tu entorno hizo que me buscaras, se me regresan esos ánimos perdidos y siempre cuento las horas para que se vuelva a repetir.

No te preocupes, también he considerado en la posibilidad que pienses que mis acciones sean por falta de interés y que creas que lo mejor sea alejarse de esta situación sin sentido, con el tiempo se aprende a mirar al futuro y a hacerse a la idea, sin pensarlo mucho lo veo venir, y me he alimentado con pequeñas dosis de este mal que ya he empezado a desarrollar anticuerpos de esta futura soledad.

No se me hace justo hacer que lo entiendas y que lo aceptes, sé que es mucho lo que está en juego y que son mis acciones las que provocarán tu partida, pero apesar de todo y de tanto pensarlo siempre espero a que me hables primero.

El Rey y el hechicero

Después de muchos años el rey se había convencido que lo mejor era terminar de una vez con su enemigo, justo cuando se disponía a hacerlo el hechicero exclamó a todo el pueblo !moriré un día antes que el rey!.

Desde entonces el rey no ha dejado de velar por la seguridad de aquel hombre.

Basado en el cuento El temido enemigo de Jorge Bucay

 

View this post on Instagram

Distorsionado la realidad.

A post shared by Cesar E. (@cesarshoot) on

Otro día más

No te preocupes, para ser del futuro aún te falta mucho por aprender y para ser un robot no lo haces tan mal.

Estas heridas que me cubren no son tu culpa, las provocaste por un bien mayor, y sólo lo has podido conseguir gracias a ese núcleo humano que te integraron al nacer, es por eso que aún sigues aquí, ya que la naturaleza mecánica con la que te riges ha podido pasar esta importante prueba y no se ha dado por casualidad.

Debes celebrar este acontecimiento ya que sabes que estás preparada para lo que decidiste al emprender este viaje, siente el orgullo de lo que eres, pero ahora debes irte y regresar a tu misión, toma lo aprendido y lleva contigo esos sueños con los que llegaste, ya que en los sueños es donde está toda la información para resolver está realidad.

Sólo cerraré los ojos ya que nunca me han gustado las despedidas…

 


La ley cero.

“Un robot no hará daño a la Humanidad o, por inacción, permitir que la Humanidad sufra daño.”

De paseo por el tiempo.

No dejo todo a medias porque sea un vago o que no me importen las cosas, es sólo que nunca me han gustado las despedidas, y he decidido congelar el tiempo hasta que te vuelva a encontrar en el futuro.

Tú paso por el tiempo deja muchas huellas y constantemente vivo una batalla conmigo para no caer en la tentación de saber de tus misiones.

Crisis de media noche

Puedo desear muchas cosas, y tener en la mente una idea de lo que necesito y lo que haré en el futuro, pero cuando se trata de ella todo es diferente, y mi mayor temor es que por fin diga que sí y me abra las puertas de su vida, no tengo ningún plan por si eso llegará a pasar.

No es porque me haya acondicionado al rechazo, es que cuando se agrega a una persona a cualquier plan las variables son infinitas, mis pensamientos colapsan y entro en una crisis existencial, “es por haber estado solo mucho tiempo”, me repito constantemente. 

Sinceramente no sé si es sólo por querer estar con alguien y no sea capaz de cargar con la responsabilidad de una relación, o si yo me necesito más que lo pienso.

Pero si en el calor del momento por fin dices que sí no dudare en dar lo mejor de mí e iniciar una aventura sin conocer el mapa o el destino, al fin y al cabo es lo que la humanidad lleva haciendo desde hace un buen tiempo.

Visitas inesperadas

No es casualidad que tu misión te haya traído a esta época, ya habían venido más como tú a estos tiempos.

Pero noto algo diferente en tí, posiblemente esa curiosidad tan peculiar y esa sed de rebeldía, solo recuerda que no eres indestructible, las anteriores misiones por el tiempo te han dejado daños irreparables y no puedes regresar a la base hasta haber terminado, no está permitido fallar…

Orden

Incluso antes de que lo pensarás ya había ocurrido, puesto que todo esto es un eco de vibraciones que retumban todos los días.

No te sientas mal, ni pierdas el tiempo tratando de controlarlas. Tú que fuiste copiado tantas veces lo deberías entender, tú que llevas parte de ese código comprendes que vas a desentonar entre tantas melodías y que lo mejor es que continúes en el espacio viajando y rebotando hasta que te vuelvas a copiar.

Problemas

Mi problema es que aún no te conozco y ya me caes bien, te sueño pero no sé ni como es tu cara, te busco en todos lados sin conocer una dirección y te escucho todos los días sin oír tu voz.